¿Cómo cambiar el pensamiento negativo?

A lo largo de la vida de una persona es totalmente normal que en algún mal momento haya tenido pensamientos negativos. La vida no es siempre afectuosa con nosotros/as y surgen situaciones especialmente críticas que nos hacen pasar malos momentos. En estos casos es normal sentir la inclinación a tener pensamientos negativos. Esta inclinación es pasajera y por lo general, las personas superan todos los contratiempos y siguen adelante con su vida de una forma normal.

Pero cuando tienes una vida sin problemas realmente importantes y tiendes a tener pensamientos negativos quizás necesites leer estas letras para tratar de mejorar esa forma de pensar o, al menos, intentarlo con todas tus fuerzas.

¿No sabes si tienes tendencia a tener pensamientos negativos? Pues piensa en alguna situación reciente en la que hayas tenido algún contratiempo pasajero y trata de recordar si has pensado que la causa de éste hayas sido tú misma/o, que por haberte comportado de una manera determinada lo hayas provodado o por el contrario ni te has planteado que hayas sido tú la causa.

Por ejemplo: Una persona que intente vender su casa durante dos años y no lo haya conseguido puede pensar dos cosas:
  • Pensamiento Positivo: Con la crisis inmobiliaria que estamos sufriendo es totalmente normal que no consiga venderla.
  • Pensamiento Negativo: No he sido capaz de vender el piso porque no se convencer a nadie.

¿Has conseguido adivinar si eres de pensamiento negativo o positivo?

Pues si es del pensamiento negativo ¡no te preocupes! Lo superaremos juntas/os.


¡Mañana comenzamos!